El print ha muerto, ¡viva el nuevo print!

Con Mary Katrantzou, Peter Pilotto, Erdem o Marni como reyes del estampado hemos vivido muy buenos momentos en los últimos años. Pero como en todo, el mundo del print también tiene que evolucionar. ¿Y qué haces cuando ya lo has probado todo? Pues investigar y probar con otras texturas, eso es lo que han hecho todas estas firmas cuyo ADN está basado en el estampado, pasarse al 3D.

Ese giro hacia un nuevo concepto de estampado que ya se vio en colecciones anteriores, se hace más que palpable en los desfiles primavera-verano y otoño-invierno 2014. Flores de seda, lentejuelas, perlas, piezas de metal o cristales de Swarovski se incorporan a las piezas para conseguir un efecto 3D.

Esta apuesta por lo tridimensional contrasta con lo que el mes pasado contaba el New York Times en su artículo “Fashion in the Age of Instagram” (lectura altamente recomendable). En él se explica que uno de los muchos cambios que se han producido en la industria a raíz de esta nueva manera de comunicarse, es el de la dimensión de las prendas.

“Fashion has become bi-dimensional,” she said. “It’s just flat. I see that designers, especially young designers, are considering the shapes and volumes in a totally different way; the colors, also. I think they pay much more attention to the photogenic value of an outfit.” Asked why, she replied, “It’s the web, definitely, that has changed the language.”

– Tiziana Cardini, contributor editor Vogue Italia.

The picture, Mr. Wang added, is “something we always take into deep consideration, even developing a collection. Sometimes, I have to admit, as a designer, you get into this trap of thinking about clothes for a picture rather than what’s going to go into the market or showroom.”

– Alexander Wang.

marni-rtw-ss2014-3d-trend

Para apreciar ese giro hacia el 3D que han dado algunos diseñadores no vale con ver el look durante le desfile en una foto de Instagram, hay que acercar la foto todo lo posible para fijarse en los detalle e incluso haciendo eso, hay veces que ni por esas consigues apreciar lo intrincado de la prenda. Como tener un vestido en la mano no hay nada.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s