¿Ir de blanco o negro a una boda? ¡Sí por favor!

Odio el protocolo, por eso me alegro cuando la reina Letizia lleva pantalones cuando no se supone que debe llevarlos (aunque ella no sea santo de mi devoción) y también de que Vogue US nos este ayudando a romper con la norma de que no se puede ir de blanco o negro a una boda.

Esta semana, la revista de Anna Wintour nos han dado dos buenos ejemplos de invitadas que van de blanco o de negro: la boda de Solange Knowles con Alan Ferguson y la de Joseph Altuzarra y Seth Weissman.

Creo que está bastante claro pero por si hay por aquí algún despistado, la novia, aunque solo sea por el hecho de ser la novia, ya va a ser la protagonista del día, y ese lugar principal no se lo va a quitar nadie, ni siquiera una espectacular Jenna Lyons y su falda de plumas.

La de Solange no es la única boda en la que hemos visto a invitadas de blanco, Pippa Middleton y su vestido de Alexander McQueen en la boda de su hermana abrió la veda (y la lluvia de críticas), pero si que sigue siendo raro ver a mujeres de negro en las bodas solo por el hecho de que ese color está reservado a los funerales, otra “regla” insulsa que deberíamos cambiar, pero pasito a pasito.

Un pensamiento en “¿Ir de blanco o negro a una boda? ¡Sí por favor!

  1. Ya Cara y Poppy se marcaron un Pippa y Kate. A mi siempre me ha parecido una tontería lo de los protocolos, he ido de blanco a alguna boda y se notaba claramente quién era la novia (mi vestido corto y de mini lentejuelas, mientras que la novia llevaba vestido de novia).

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s